Volver página principal Volver a Poesías

 

Que mirada tienes preciosa,
que ilusiones me das, linda amapola,
que vida me traes, amor de medianoche,
que puedo pedir a estas alturas.

solo que me quieras una sola vez, como ayer,
como la mañana de hoy, como el velero
ama las gaviotas en sus vuelos,
como el pez ama el cantar de la sirena,
yo te amo preciosa sirena, con tus cantos de gaviota,
sobre mi velero que un día me distes,
en la mirada que tienes en tus preciosos ojos.

que más quisiera la luna, tener, en su silencio de ayer,
y el futuro que me darás, en tu caminar por el mar de mis suspiros,
en las mañanas de caminos en la arena de mi desierto,
amor de medianoche, no te pido nada más que me ames una vez,
Solo una vez, como ayer.

 

No quiero ser el hombre que calme tu silencio,
no quiero ser el aliento de tu mirada,
no quiero ser el órgano sin instrumentos,
que mi corazón no tiene alimento.

Si desearía tener el aire de tu presencia, en tu extensión.
Mi herida es llantos del mañana, presentes de mis difuntos,
sin calor que traigan en mis vuelos presentes.

Tarde se fue la gaviota de mis vientos en tu sueño,
no quisiera la vida desatenta, en mi tierra lejana de gaviotas,
cercana en mis estridentes dientes secos por tu tierra lejana,
quisiera tierras minadas en tus calaveras, en tu regreso con mi gaviota
a mis vientos, en las labores de tus manos.

 

No sé que me pasa, creo que es la edad, estoy viejo ya,
mi cuerpo no es el mismo, mi mente no es la del ayer
mis pensamientos dejaron de creer en el mañana,
mis sueños, son caminos que no tienen destino.

Mi mundo se ha ido, en el ayer, con los vientos del mañana
no podré ir con él, ya que mis piernas, no son del ayer.

Siento que me voy, siento, que ya no tengo tierra en este mañana,
siento, que no es poco, y como siento,
quisiera sentir el aroma del ayer, para poder crecer de nuevo, en mi niñez.

Quisiera que mis manos, tuviesen la ternura de mi madre,
quisiera que mi corazón, se volviera latiendo al revés,
quisiera tantas cosas, que no sé, si podré,
pero, si me ayudas,
mis pensamientos, mis manos, quizás, puedan volver,
con el pensamiento de hoy en el de mañana,
de ti, mi mujer.

 

que sería de este pobre hombre sin tu presencia bella dama.
Sin tu presencia no tendría sentido  mi   mundo.
Esta página será tu presencia en mi presencia todos los día,
no dejes de pasar por ella, ya que me alegraras mi vida,
preciosa dama,   será nuestro Rincón.

*/*

Desde mi celda 22-01-2000

22-1-2000

Desde mi celda, mi aliento se desliza por tu imagen,
Los barrotes son espejos de mi alma,
curvados por el destino de mi vida.

En el horizonte cercano, ya que la distancia es corta.
mi alma, navega entre las nubes, llenas de lluvia de mis ojos
no traspaso lejanías, ya que me aprieta el cuello en la ventana.

Quisiera estar entre tu celda amada,
no entre estas paredes negras en el tiempo,
pintadas en blanca ceniza de los espíritus encerrados
invisibles para mí, no para las rejas,

Que sufrimiento siento, no el mío,
Si no el silencio que me cubre.

Amada de mi sufrimiento, lejano en mi aliento
derramado en mi sangre,
que el destino de estos tiempos,
me acercare en los destinos de tus paredes sin torcidos
dedos de mi espera.

---

navegando en este mundo, me encuentro,
no tengo rumbo, desconocido,
las velas de mis manos, me abren el horizonte.

quisiera encontrarte en la ribera de mi proa,
con los vientos de este amanecer, temprano
y a la vez, apagado por las luces ciegas de mis ojos.

que destino me espera en el caminar de mis aguas
lloviendo sin nubes por el mojado y salado roce de sudor,
espérame dentro de ti, ya que en mis adentros,
no tengo nada que perder,
solo el rumbo, de este velero.

-----

en el caminar despacio, de este bosque me encuentro,
pisando hojas muertas caídas en el silencio de la noche
ya que de día no sé que veo.

acinom

Estas a mi lado y siento frío,
me besas y siento frío,
me dices adiós, y me viene el calor.
-----
tus manos pequeñas, y silenciosas,
me caricia en la noche tempranas de mi vida apagada
que siento en este momento de mi niñez madura,
que me queda esperar en este caminar sin destino fijo.

------------
siento frío en mi infinito espacio sin tiempo,
mis venas, si es que las tengo, están en el aire
corren helados ojos en mis frisas nocturnas,
mis uñas, escarcha es,
mis pestañas, que no siento, en mi vientre desnudo
dónde estás amada helada, que me congelo,
en este amanecer en mi habitación desnuda.

---------

hace tiempo que no escribo,
no es por no tener pluma, sino espacio en mi hoja de la vida,
es duro, el papel, nocturno,
es más aún, no tener pluma que mojar, en el tintero negro
de la existencia.
------

no siento nada, en la conexión nocturna,
no me atrae las sinceras bromas de la noche
no me inquieta, el no estar,
más aún, no sé si está.
----
que inquietas están mis manos, en estas noches heladas,
que me encierro, en la oscuridad de mi cuarto,
no estoy solo, me acompaña las hadas nocturnas
en la ventana, de mi ordenador,
me acompaña sola, ya que sola está en mi alma,

---

buscamos un no sé que en estas conexiones,
estamos acompañados, y a la vez, solos
buscamos a él, o a ella, pero, quien son,

que me aprieta mis dedos en el teclado sin son,
mi silencio se hace, en el instante que me llaman,
quien es, la conozco, si, es ella,
pero, que será lo que me pide,
amor, no es, cariño, no es,
que es, amada de mis noches, silenciosa,
que me aprieta el cuello, antes de dormir,
cansado por el día de las noches, intranquilas,
desearía tenerte en mis dedos, no las teclas frías,
de mi ordenador, sino dentro de ti, en mis noches frías.

 

Febrero

Aire podrido por las escaleras de mi tiempo

Esperando el final de mi alma, en el último peldaño.

 

Bajo, despacio por el tiempo, uno a uno de los

Escalones de mi sangre.

 

Entre suspiros subo, ¿o bajo?, ¿Qué sé yo?

Si el destino, no lo marco yo.

 

Puedo subir, sí, pero al viento le da igual,

puedo bajar, sí, pero mi sangre corre igual.

 

Creo que me quedaré en el aire que dejé de respirar

cuando el tiempo me dio el sable de mi sangre

para que corte el aire que me sabe  mal,

 

Quizás porque estoy parado, una vez más,

y no sé dónde debo de tirar, si para arriba

o para allá.

 

Maldito el sentimiento sin sentido.

Que siento, que no siento.

Que me deprime, más él, o yo.

 

Qué me es indiferente hoy,

que no sé, si mañana sentiré,

el sentimiento del ayer.

 

 

Mi  respiración dejó de latir,

mi corazón dejó de respirar

mi alma, de sentir,

y yo, aquí, esperándote  a ti.

 

Más sé, que no volverás,

sé, que estarás detrás de mi sentido

esperando el respirar de mi alma,

y el latir de mi respiración.

 

Y sé que no volverás,

pero, más aún, sé que no volverás,

porque el destino me dejo una vez, más.

 

Detrás de buscar la verdad del porqué

De este sentido que no sé si es de verdad.

 

 

Había una vez, una preciosa dama que vivía en un planeta
En otro planeta no muy lejano, vivía un caballero,
En el medio de los dos, estaba la nada.
La bella dama, le dice al galante caballero que desea ir con él
Pero, que tiene miedo de caer en la nada,
El caballero le dice, que él extenderá su armadura de luz, sobre la nada
Para que ella cruce sin miedo,.

Pero, eso, si, ella la bella dama no deberá de abrir los ojos, en su caminar sobre la nada
Dicho esto, la bella doncella, comienza a caminar por la nada, sobre el camino de luz
Que el galante caballero le ha extendido con su armadura.
En medio del camino desde el planeta de la ella, la nada y el galante caballero,
Una brillante fugar estrella, se cruza en medio de la nada, dejando el camino de la bella dama en tinieblas
Sobre la nada,.

Ella, se asusta, y hace lo que el caballero le dijo que no hiciera, abrir los ojos en medio de la nada.
En ese instante la nada desaparece de la nada con la bella dama.
Y el galante caballero, se precipita sobre la nada, pero, nada queda, solo, la fugar estrella que dejo
En la nada a su amada.

 

El galante caballero, no puede ver nada, en la nada.
Ya no acuerda de lo que debía de hacer la bella dama, en su caminar por la nada.
Que debía de hacer la bella dama ¿????????
El galante caballero, recordó, por un instante las palabras que le dijo a la bella dama
Debes de cerrar los ojos, y seguir mi luz
Así, que el galante caballero, cerro los ojos, y comenzó a volar por la nada,
Algo le faltaba ya que después de horas y horas nada encontró en la nada,
Que es?

Recordó, que su armadura le guiaría por su caminar por la nada.

Así hizo, expandió su armadura, por la nada, y una preciosa dama encontró en la nada

Para ti preciosa dama.

marzo

Que es la muerte para mi,
Mis mas allegados mis amigos
mis amigas, los hijos de mis amigos se mueren,
no pasa un día sin conocer la noticia,
un ser querido que se ha muerto,
o que está en el hospital,
más aún,
mi Madre esta en el Hospital,
l
Lleva más de tres semanas.

Me fui a Córdoba,
y pase una semana con ella
cuidándola,
no era grave, solo achaques de su edad,
pero las noticias que me han llegado hoy,
no son muy buenas.

Me pregunto, y quiero contestar a mi pregunta,

que es la muerte para mí,

pero yo contestaría, o me haría la pregunta al revés que es la vida.

No es como digo en una de las páginas de esta Web,
la locomotora de un tren,
eso está bien para el sentido de la vida, 

pero, quiero profundizar más y preguntarme a mi mismo que es la muerte, o que es la vida.

 

Intentare explicar para mi la pregunta.

 

En primer lugar, nada tiene sentido,

lo siento, pero, es la verdad, nada tiene sentido,

para qué tanto sufrir, para que tanto dolor, 

no hay pregunta que me conteste para qué.

 

Nacemos, tenemos conciencia de esta vida, apenas con 10 años

del sentido de todo esto, ya comenzamos a ver que amigos de la infancia 

están malos, o algunos se han muerto, te preguntas dónde se han ido,

te contestan que al cielo, pero, para esa edad, tu crees que el cielo, es 

la eternidad, que es un sitio bueno, que tenemos que ir, algún día, y pasa el tiempo, pero, pronto te das cuenta que no hay nada de eso que te contaron de pequeño, el cielo, que es el cielo, nada un vació, que no existe.

 

No existe nada, más allá, de la muerte o de la vida, no hay nada, solo silencio y silencio, no vuelven los que se fueron, intentas ir por las religiones, para ver si en alguna te cuentean algo del cielo, de la eternidad, pero hasta el momento no  me han convencido ninguna de ellas.

 

Y eso, que solo es sobre la muerte, no quiero seguir con el  sufrimiento, el dolor de las personas, las guerras, el odio, la envidia el ser humano, que se mata entre ellos, en un lugar se tira comida, agua, sal, y en otros no hay nada más que miseria, muerte,  niños abandonados sin padres, que murieron en guerras o por el hambre, mientras que es esta parte la gente se divierte con el Fútbol, TV, cine, por ejemplo las Fallas de Valencia, que me digan a mí, el dinero que se ha perdido en ramos de flores para la Virgen,  toda una ciudad poniendo flores a la patrona, pero, ser humano por favor, la Virgen, no quiere flores, ella prefiere que ese dinero se de a los países que necesitan un trozo de pan, , es un ejemplo, ya que estamos en estas fiestas.
Llo siento pero es así, es mi opinión. y eso que no quiero entrar en este tema, seguiré con la muerte o la vida.

 

Hasta ahora he creído que después de la muerte existía  la vida después de ella, siempre he pensado que no es justo que después de está en este mundo pasando lo que se está pasando, existía después una vida, donde existía una justicia para todos, no puede ser, que gente que este haciendo daño no pague por ello.

Hasta ahora he pensado en esa justicia, y desde aquí, os invito a que me enviéis mail con buenas razones que tenga que pensar que ya, ni eso, me queda por esperar.

 

Seguiré más tarde ya que no puedo seguir, no se me va de la cabeza, en Hospital, dónde está mi ser más querido de este mundo.....

 

DINI

21-3-00

 

 

9 de agosto de 1998

Mañana he quedado con mi amor, a las 19:00, me esperará como siempre en el mismo lugar que ayer.
Nada más verla, mi corazón palpitará como un atleta en su comienzo de su carrera, abriré la puerta del coche para que entre a mi lado, en mi mundo, nada más sentarse, me fundiré en ella, con un largo y precioso beso de pasión.

Comenzara el coche a caminar por un sendero que nunca he recorrido, mientras los dos, agarrado de nuestras manos sentados, comenzaremos a contarnos las cosas que nos han ocurrido en el día, pero mientras el coche nos lleva por los caminos, ella comenzará a contarme su experiencia diaria,
yo haré lo mismo, pero no nos daremos ni cuenta de que estamos conversando, ya que todo no los dice nuestras manos, nuestras manos fundidas en el amor, corazón te espero donde el amor, comienza su pasión.

Para las personas que sientan la pasión del amor,
para las bellas damas, y los galantes caballeros que aún, en este mundo, esto es lo que realmente vale.

EL AMOR.

Abril

 

Me escondo en los bajos confines de este silencio aterrador
En las noches frías de aquel verano, el sol, salió de noche.
No quisieron ver mis estrellas en mis adentros callados de tinieblas
Que puedo esperar en este solar de mentiras piadosas contadas
Por este, mi más mentiroso ser que llevo dentro.

Que me aterra más un día de niebla, o una noche callada,
Quien me puede aconsejar que comprar en esta mañana sin pan,
Que más vende no es el dinero, me dijo una anciana una mañana.

Me callare ya, pues no sé si saldrá la luna, o son mis lágrimas que
No me deja ver la verdad de este mundo, y no lloro, por mojar mi manta
Sagrada, que no me dieron, sino, por llorar de no tener mis pies en este suelo
Que me dejo mis padres.

Ya lo dejare, no sé que más poner, pues, mi silencio a veces, es callado, pero,
cuando esta oscuridad, me llama, no puedo parar, y no dejare de hacerlo
Hasta que me lleven por los pies delante, de mi cabeza, si es que la he tenido, pues
No sé si soy bicéfalo, y no sé dónde la pongo.

Que más cuento, que no sepa mis dos ramas, en los hombros,
Que la noche es fría y mis Sábanas están mojadas,
De tanto llorar, por sufrimientos ajenos, a mis sentimientos.

Dejare, de poner en mis dedos estas palabras que no hace nada más que
Poner lo que sale de las dos cabezas sin parar, pero, cual de las dos, es la que dejara de poner esto.

Adiós silencio, dejare de ser yo mismo, dejare una parte de mí, y volveré a ser yo, mismo.
Pero, no aquél que sé, que no seré nada, sino, ese que llevo dentro de mí, pero, que esta callado esperando el sol de mediodía para ver dejar las lágrimas, en mis pies

 

"Nuestra situación en la tierra parece extraña. Cada uno de nosotros aparece aquí involuntariamente y sin ser invitado para permanecer durante poco tiempo y sin saber el porqué ni las causas. En nuestra vida diaria sentimos que el hombre está aquí para los demás, para aquellos a quien queremos y para los que sus destinos están conectados con nosotros.

Me preocupa a menudo la idea de que mi vida está basada en gran parte en el trabajo de mis seres queridos y soy consciente de mi gran deuda con ellos. No creo en la libertad de la voluntad. Las palabras de Schopenhauer: 'El hombre puede hacer lo que quiera, pero no puede determinar su voluntad' me acompañan en todas las situaciones de mi vida y me reconcilia con los actos de los otros, aunque me sean dolorosos. Esta conciencia de la falta de libertad de la voluntad me preserva de tomarme muy en serio a mí mismo y a mis seres queridos como individuos con capacidad de decisión y acción y también me preserva de perder el control. Nunca deseé la opulencia ni el lujo, incluso el desprecio.

Mi pasión por la justicia social me ha llevado a veces a conflictos con otras personas, asimismo como mi aversión hacia cualquier obligación y dependencia, las que no considero como algo absolutamente necesario. Tengo en alta consideración al individuo y una insuperable aversión por la violencia. Todos estos motivos me han convertido en antimilitarista y un pacifista apasionado. Estoy en contra de cualquier nacionalismo, incluso en forma de mero patriotismo. Los privilegios basados en la posición y la propiedad siempre me han parecido injustos y perniciosos, al igual que cualquier

Culto exagerado a la personalidad. Me adhiero al ideal de democracia, aunque conozco bien las flaquezas de las formas de gobierno democrático. He tenido siempre la igualdad social y la protección económica del individuo como las metas comunales del estado. Aunque en mi vida diaria soy un solitario típico, mi conciencia de pertenecer a la comunidad invisible de aquellos que luchan por la verdad, la belleza y la justicia me ha preservado de sentirme solo.

La más profunda y maravillosa experiencia que puede tener un hombre es el sentido del misterio. Es el principio que yace bajo la religión, las artes y la ciencia. Aquel que nunca haya tenido esta experiencia me parece, sino muerto, al menos ciego.

Sentir que detrás de cualquier cosa que se pueda experimentar existe algo que nuestra mente no puede abarcar y cuya belleza y sublimidad nos alcanza sólo indirectamente como un débil reflejo, esto es religiosidad.

En este sentido sí soy religioso. Para mí es suficiente con maravillarme con estos secretos e intentar humildemente de hacer en mi mente una imagen de la elevada estructura de todo lo que existe."

Por la ventana no ve nada más que el dolor de un cielo, triste porque su corazón está dañado.¡Cómo no iba a darme cuenta si sus joyas estaban caminando sobre el camino de algodón, dulcificado por el aroma de aquellas flores que un día, nos acariciaban el rostro!

Entre mis dedos quería tener aquellas joyas, las más valiosas jamás halladas, porque, si no os diste cuenta de este pequeño detalle, las gotas de agua nunca discurrirán por nuestros dedos, y se perpetuarán, sólo un segundo de nuestra vida, habrá sido mágico, y sus joyas volverán a nacer el día que el cielo vuelva a estar a tu lado.

11-4-2000

En la estación, los amigos leales
me habrán despedido con naturalidad;
otros alardearan de intimidades
o discutirán en detalle la ceremonia de la partida.
Ya ninguno de ellos se reflejara en las ventanas
como tampoco me reflejare yo.
Las imágenes de este dolor que vivo
quizás las sacare entonces de la caja de sombreros.
Las extenderé sobre el asiento vacío.

Que días estos
en que la muerte
viaja en mi
como un largo tren de lujo
con mullidos asientos de terciopelo.

¿ Que es lo que la sangre lava para siempre?
Si todo queda realmente negro
bajo una costra de tristeza.
Mi poesía siente frío en este mundo
También mi sangre bulle y río por los ojos
que han conocido el brote de las lágrimas.

Y que mis venas no terminan en mi,
Si no en la sangre.
Y sin embargo, amor, a través de las lagrima,
yo sabía que al fin iba a quedarme
desnudo en la ribera.

He terminado
la hora de la ceniza para mi corazón.

Hace frío, pies descalzos
mojandos en sudor de tí,
mujer de lluvia fina llorando
lágrimas de rocío en primavera
ven a lavarme el rostro de sal
caliente fundida en humo seco.

¿qué importa el tiro violento,
Sí a pesar del vencimiento
queda viva la razón?

En dos partes dividida
tengo el alma en confusión:
una, esclava a la pasión,
y otra, a la razón medida.
Tristeza encendida
aflige el pecho, importuna,
quiere vencer cada una.
Invicta razón alienta
armas.

En vano intenta
tu esfuerzo loco ofenderme:
pues podré decir, al verme
expirar sin entregarme,
que conseguiste matarme

¿En que rincón de la vida
me estará esperando la felicidad?

En que lugar de la tierra me será dada
la realización que espero, a la que no puedo renunciar
porque ya tengo la sangre intoxicada
y las palabras me buscan, me rondan
y los poemas ya me son necesarios para subsistir;
están sembrados en mis horas, inalterables, hermosos.

Están en mi, dentro de mí, con toda la fuerza de la tierra,
porque no me esta dado enorgullecerme de él,

Si no agachar la cabeza y guardar estos papeles
en alguna gaveta
mientras yo me voy convirtiendo en muerte de la noche triunfal.

Lucho hasta la locura por las cosas que creo
de cemento y piedra. Rompió la prohibición
de nacer en una celda.
Ninguna gota de lluvia
para que reventara.
La celda, con ella
ya no es celda.
Ahora es jardín.
Jardín de una rosa.
Sola ella, sólita.
Mi rosa
----amada,-------

 

A las bellas damas de ALFA.

 

 Me acerco por las mañanas con el sol en la espada

Sé que me dejara de calentar, el rey astro.

Pero, el calor que me dan ellas, no tiene comparación,

Las bellas damas, me cuidan durante unas horas

Son largas, y cortas, largas por la espera del buen café que me dan al terminar.

Cortas por un día que pierdo en mi eternidad.

 

Son damas jóvenes, en espíritu y en juventud,

Son jóvenes en su inquietud, que no pierden en el día a día

que no es poco, en este caminar por el sendero de nunca jamás.

 

Ya de mí, que será después de este mes, me perderé en esta jungla de papel,

Que un día este Windows, que no para de dar, nuevas y viejas sandalias para caminar,

 

Gracias bellas damas de aroma de café que no sé si tomaré después de éste mes,

Creo  que no, pues, aún no sé como es el negro ser, que me espera después.

 

Junio

Preciosa dama de mi juventud
preciosas bellezas de mi espíritu
que más puedo pedir
nada más que tu besos

mi lucha esperara
tu juventud
de mi alma en calma
en mi caminos
por tu victoria

te daré lo que me pidas
en mis caminos
encontraré
lo que me pides

a tu lado caminare
por tus pasos iré
no se donde,
pero te seguiré

te cuidare
te amare
del frío en sangre
de mis venas de mujer

Buscando y buscando te encontré,
entre mis paginas de mi alma, en la 33
de mi años que perdí en la portada de mi vida
POR TÍ MUJER, HOJA 33

Diciembre

Aun amor perdido, por mi ignorancia

Que mi alma se ha parado, ya lo sé
Que mi vida se ha ido, ya lo sé
Que mi aliento, sin viento,
se ha enfriado,
Ya lo sé.

Pero lo que no sé, es,
Que no sé vivir sí ti,
y como no lo sé,
quisiera ser mi ser.

Me llamaste un día de invierno,
tu voz, se fue con el llanto de mi soledad,
yo al otro lado,
y mi silencio
que reconocía,
el dolor de tu alma,
que yo alimente,
pero amor, que más quisiera yo,
alimentar tu aliento,
Si está apagado por mi soledad
De tus sentimientos hacia mí.

Aunque te quise, ya no sé estar contigo.
Que el cielo se pare en este instante.
Que mi llanto,
lluvia de rocío,
cubra tu rostro.

Que alimenta fragancias, de niñez, perdida en mi ausencia
Querida amada, de mis sufrimientos
Que la lluvia de mis ojos, caminen por ti.

Me lamento de mis lamentos,
Que yo mismo, lamento, por mi estupidez
Que un día saldrán en tu busca del cielo caminado
Por la lluvia de tus labios.